¡ES EL SISTEMA, ESTÚPIDO!

INGENIOSO SISTEMA DE TRANSICIÓN DE TRABAJO Y RIQUEZA ENTRE EL PRIMER Y TERCER MUNDO

En Portugal ha caído el Gobierno socialista; en Francia, Sarkozy se hunde en las elecciones cantonales y los socialistas vuelven a repuntar; en Gran Bretaña, el gobierno conservador recién elegido, está cosechando cotas de impopularidad insospechadas, en la Alemania que está creciendo económicamente, Ángela Merkel puede pasar muchos apuros electorales; en España se ve venir lo que se ve venir, y en Andalucía donde parecía que el PSOE iba a gobernar por los siglos de los siglos, pues ya no lo parece.

 De África, no hablamos.

 Pero en todas partes, sean los gobiernos de izquierdas o sean de derechas,  sean los regímenes seudodemocráticos como los de Europa Occidental, o sean los regímenes sanguinarios como los africanos, todo se tambalea; la gente no lo soporta y aspira a cambiar lo que tiene por lo que no tiene, aunque en su país vecino las aspiraciones de cambio sean aparentemente las contrarias.

Eso no es más que un producto de la desesperanza o de la desesperación; el “algo habrá que hacer, ¿no?”, pero en el fondo lo que late es la incapacidad del sistema de dar una respuesta justa y eficiente a las demandas de las sociedades actuales, las mal llamadas civilizadas y las que no. Las derechas porque practican un sistema económico basado en la depredación de los recursos y en la colonización de los países del Tercer Mundo, primero como simples productores de materias primas y ahora, más recientemente, también como fabricantes a bajo costo de productos que después venden en las hasta ahora opulentas sociedades occidentales; y las izquierdas, porque para poder llegar a gobernar han tenido que renunciar a sus principios y conformarse con administrar a favor de los más pobres las migajas y las sobras que el capital le tira (véase España por más señas).

Pero esto cada vez se sostiene menos; cada hay menos países dispuestos a dejarse colonizar, ya sea por otros países o por sus clases dirigentes; y cada vez existen menos seres humanos resignados a no serlo; si queremos un sistema estable y justo, la economía debe ser estable y justa: el sistema capitalista, basado en la explotación del hombre por el hombre debe desaparecer, no sólo por un imperativo moral, sino también por una mera cuestión de mera supervivencia social; porque cada vez será más difícil mantener el actual estados de cosas sin que esto reviente; los recursos deben estar para el servicio de la sociedad y no para el enriquecimiento de los que se apropian de los mismos; los derechos humanos deben ser verdaderamente derechos humanos y no meros señuelos para engañar a los incautos y permitir que todo siga igual; es decir, para permitir que unos pocos se apropien de las riquezas y se las administren a su antojo al resto de la sociedad.

En fin, que algo habrá que hacer ¿no?

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a ¡ES EL SISTEMA, ESTÚPIDO!

  1. Manuel Iglesias dijo:

    El sistema capitalista no es un sistema político sino económico, no va a desaparecer de la noche a la mañana y sólo 2 decadas después de la desaparición (por ineficaz) del Sistema de Planificación Económica que ejercieron durante decadas los países comunistas. La realidad actual dependerá de lo Social y lo Demócrata. El sistema económico capitalista se practica hoy en día por parte de paises comunistas como China, etc. paises dictatoriales, paises democráticos, etc., es decir es el único sistema económico en vigor y conocido en la sociedad contemporánea. A mi juicio lo importante es actuar sobre las realidades en cuanto a la financiación de los servicios que se administran por los impuestos, es decir su utilidad. Ya hemos visto el desastre de privatizaciones que se han ejercido en muchos países (Inglaterra con el Ferrocarril), comprado por un chelín al Estado y devuelto con todos los activos vendidos. Lo importante es la eficacia en la gestión de las administraciones y el uso ÚTIL de la financiación pública de cara a la realidad social: Sanidad Universal, Transportes Público, Educación, etc…y el desarrollo de la actividad privada en libertad con un fín común : La utilidad de su función dentro del sistema económico para el desarrollo sostenible y socialmente equilibrado. En resumen hacer útil este sistema económico que por mucho que no nos guste es el único que tenemos para poder ir ampliando el espectro democrático que anhela toda la población del planeta.

  2. Me resisto a declararme derrotado, Manolo, algo se podrá hacer que no sea estatalizar la economía; o al menos estatalizando sólo lo que de natural debería ser público; telecomunicaciones, grandes líneas de transporte, energía eléctrica, banca…
    Y después apoyemos al tejido productivo autóctono, a las pymes, y sobre todo impedir el dumping social
    A partir de ahí, a ver qué pasa

  3. Elena Tolmos dijo:

    Yusta, coincido con el planteamiento de Manolo. Considero efectivamente, que lo importante es la gestión eficaz y responsable de las administraciones y de la financiación pública pero además tenemos el deber y la responsabilidad individualmente de contribuir no desde la teoría sino desde la práctica, con el respeto a las leyes y al resto de ciudadanos y el pago responsable de impuestos, pues a veces parece que queremos recibir pero no contribuir.

    • Elena: Por una vez y sin que sirva de precedente discrepo de tí. El problema no está en la gestión eficaz, que es algo que debe darse por supuesto; el problema está en un sistema que se fundamenta en la depredación. Primero, fue la depredación sobre el proletariado europeo; después y cuando eso se puso jodido, la depredación sobre los países del tercer mundo; el problema es que ya no queda un cuarto mundo al que depredar, una vez que los del Tercero se despierten como parece que están haciendo ahora.
      Te propongo una reflexión un poco tonta: fíjate en África, aparentemente es un continente fracasado; siendo racistas podríamos decir que estos negros no sirven para nada porque no hay en todo el continente un sólo Estado que sea mínimamente presentable; y llevan años así, cada vez que sale una figura prometedora termina siendo un dictador peor que su predecesor (Obiang, Mugabe, que era una especie de libertador, etc.). Sin embargo, basta que un “negro” de esos que aparentemente no sirven para nada, se vaya de África para que su hijo se convierta en uno de los Presidentes de Estados Unidos más decentes de su Historia (sin que esto sea un record difícil de batir, hay que reconocerlo).
      Entonces, ¿está el problema en África; és que allí no son capaces de gestionar eficazmente, o por el contrario el problema es el de un sistema que mantiene a África en un estado de esclavitud económica (aunque se valga de dictadorcillos más o menos crueles y exóticos?) .

      Sinceramente, creo que pensar que estamos únicamente ante un problema de gestión eficaz es quedarnos en la superficie.

  4. Roberto Góchez dijo:

    José Aurelio: sin discrepar de tus justas apreciaciones, en realidad las comparto, sabes que soy parte de un primer gobierno de izquierda en mi país; pero los cambios no llegan solo con una gestión eficiente y eficaz, la verdadera razón es adonde está el verdaddero poder, el cual, aunque elcto democraticamente, no es en el Gobierno, de todas formas lo mejor de tu articulo es que te he vuelto a encontrar

    • Querido José Roberto: Me ocurre igual que a tí. Lo mejor es que nos hemos vuelto a encontrar (aunque te he seguido por INTERNET, no creas). Creo que tú y yo pensamos como muy igual, y quiero decirte que si ahora escribo como escribo es, entre otras cosas, por las enriquecedoras experiencias que viví junto a tí y junto a aquellos antiguos guerrilleros del Frente Farabundo Martí, que una vez alcanzada la paz (no la rendición), ahora se esforzaban por sacar a su país adelante con las únicas armas de la palabra y de la contundencia de sus argumentos.
      Un abrazo muy fuerte para tí y tu familia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s